9/20/2006

El paradigma del turno de oficio: 11-M

Cuando los mimbres del Estado de Derecho se ponen a prueba, como se da en el caso del 11-M, donde por ley recae la defensa en abogados del turno de oficio de Madrid, resulta paradigmático para todos nosotros tanto el coraje como la independencia de la cual hacen gala nuestros veinte compañeros ante la demanda de una justicia de calidad.

Estos compañeros que manejan un sumario de 120.000 folios han solicitado los medios pertinentes, para que sus defendidos puedan gozar de la plena tutela efectiva de los tribunales de justicia que establece el artículo 24 de la Constitución. Pero el Ministro les concede solo los medios de una Justicia propia del s. XIV, en palabras de nuestros compañeros, que llegaron a comparar sus defendidos con los presos de Guantánamo.

Para vuestro propio provecho, podéis recoger las reflexiones que levantan en los medios esta demanda fundamentada y razonable de nuestros compañeros, ante la falta de garantías para sus clientes, visto el peligro que la Justicia los tenga que poner en la calle, por extinguir el plazo de prisión provisional. ¿Acaso considera el Ejecutivo que puede racanear en medios en un asunto tal? ¿Será que piensan que malbaratando la justicia ésta será más expeditiva? ¿Nos toman a los abogados del turno de oficio por una ONG al estilo de los abogados de pobrecía del siglo pasado? Pues no, no y no.

Solo en el paradigma de nuestros compañeros madrileños, que no tienen ningún interés en ser comparsas de una mascarada de linchamiento ni pagar de su bolsillo lo que no deben, encontraremos nosotros el convencimiento que obramos de acuerdo con lo más elemental del Estado de Derecho.



Quan els vímets de l’Estat de Dret es posen a prova, com es dóna en el cas del 11-M, on per llei recau la defensa en advocats del torn d’ofici de Madrid, resulta paradigmàtic per a tots nosaltres tan el coratje com la independència de la qual fan gala els nostres vint companys en front la demanda d’una justícia de qualitat.

Aquests companys que maneguen un sumari de 120.000 folis han sol.licitat els mitjans pertinens, per a que els seus defensats puguin gaudir de la plena tutela efectiva dels tribunals de justícia que estableix l’artícle 24 de la Constitució. Però el Ministre els concedeix només els mitjans d’una justícia pròpia del s. XIV, en paraules dels nostres companys, que han arribat a comparar els seus clients amb els presos de Guantànamo.

Per al vostre profit, podeu recollir les reflexions que eleven en els medis aquesta demanda fonamentada i raonable dels nostres companys, en front una falta de garanties per als seus clients, vist el perill que la Justícia els hagi de posar al carrer, per extingir el termini de presó provisional. Pot ser considera l’Executiu que pot racanejar els mitjans en un assumpte com aquest? Serà que pensen que malbaratant la justícia serà més expeditiva? Ens prenen als advocats del torn d’ofici per una ONG a l’estil dels advocats de pobres del segle passat? Doncs no, no i no.

Nomès en el paradigma dels nostres companys madrilenys, que no tenen cap interès en ser comparses d’una mascarada de linxament ni pagar de la seva butxaca el que no deuen, trobarem el nostre convenciment que obrem d’acord amb el que és més elemental d’un Estat de Dret.

3 Comments:

At 7:29 p. m., Anonymous meseguer caraltó said...

totalmente de acuerdo, en el 11-M hay oscuros intereses del gobierno, no se entiende que no respeten el art. 24 de la CE...

 
At 6:50 p. m., Anonymous Vanessa González said...

Carlos suscirbo integramente tu opinión pero voy más allá que pasa con la comisión de defensa? parece una comisión del departament dentro del colegio, yo creo que no les hace falta abogar por un sistema consorcial, si tenemos al departament en casa, creo que este es nuestro mayor problema estamos durmiendo con el enemigo.
En cuanto a los abogados del 11-M aún recuerdo las palabras de Lopez Aguilar en cuanto a que el turno de oficio no está para lucrarse. Los Compañeros del 11-M tienen desde aqui todo mi apoyo, y les invitó también a subir al mismo barco, al fin de alcabo vamos en la misma dirección, puesto en otras CCAA existen también otro proyectos de idéntica naturaleza.
Por cierto me preguntó como el conseller puede seguir incitando a un debate social que no ha surgido de manera espontanea en la sociedad, sino que ha sido impulsado por un sector de la abogacia elitista y burgesa, sin plantearse su constitucionalidad y a sabienas de que se han formulado ya dos recursos de inconstitucionalidad contra el estatut, y el segundo habrá que tener en cuenta que lo formula el defensor del pueblo sin presiones políticas de por medio, con absoluta independencia.

 
At 7:40 p. m., Anonymous Anònim said...

Los intereses de gobierno no son oscuros, si no muy claros.
Se podrán enfrentar más o menos con los interes generales del Estado al que sirve de forma necesaria, y por eso mismo lo hará de mala gana.
Pero no es necesario mirar el turno de oficio en el marco desituaciones excepcionales o criticas, sirva de boton de muestra que la insostenibilidad de la pretensión únicamente se contempla en la Ley de Asistencia Juridica Gratuita, pretensiones que no son dignas o merecedoras de sufragarse con dinero público...

 

Publica un comentari a l'entrada

<< Home